agent007
¡Ha entrado! Vea su reciente actividad o visite su perfil y tablero
Información de la cuenta
Tablero
March for Babies Dashboard

  • agent007
  • Preferencias
  • Mensajes
  • Favoritos

Complicaciones del embarazo

Trastornos de la alimentación y el embarazo

Los trastornos de la alimentación son graves problemas de salud que incluyen emociones, actitudes y conductas extremas sobre el peso y los alimentos. A las mujeres con estos trastornos por lo general no les gusta su cuerpo y pueden tener un temor intenso de aumentar de peso. Esos sentimientos pueden causar estrés y conductas riesgosas de alimentación (como atracones de comida y purgas), que pueden perjudicar la salud de la mujer y causarle problemas durante el embarazo.

Estos son los puntos principales que debe saber sobre los trastornos de la alimentación y el embarazo:

  • Los trastornos de la alimentación pueden causarle más dificultad para quedar embarazada. Durante el embarazo pueden ocasionarle problemas a su bebé, como el nacimiento prematuro.
  • Si tiene un trastorno de la alimentación y está pensando en quedar embarazada, hable con su profesional para ver si puede mejorar sus probabilidades de quedar embarazada y tener un bebé sano.
  • Si está embarazada y tiene un trastorno de la alimentación, hable con su profesional de la salud sobre un plan de comidas para ayudarla a aumentar la cantidad adecuada de peso durante el embarazo. 
  • Si tuvo un trastorno de la alimentación en el pasado, avísele a su profesional. Es común que esos trastornos se presenten otra vez durante el embarazo.

¿Cuáles son los distintos tipos de trastornos de la alimentación?

Hay distintos tipos de trastornos de la alimentación: 

  • Anorexia nerviosa (también llamada anorexia). Las mujeres con anorexia comen muy poco, y suelen hacer dieta y ejercicios hasta el extremo porque tienen un temor intenso de tener sobrepeso aun cuando no lo tienen. La anorexia puede causar ausencia de los períodos menstruales, caída del cabello y piel seca, pálida y amarillenta. Sin tratamiento, la anorexia puede conducir a graves problemas de salud, incluyendo debilidad, osteoporosis (pérdida de huesos), insuficiencia cardíaca, insuficiencia renal y muerte. La insuficiencia significa que el corazón y los riñones dejan de funcionar. 
  • Bulimia nerviosa (también llamada bulimia). Las mujeres con bulimia tienen ciclos de atracones (comer muchísima comida) y purgas (eliminar la comida extra). Pueden purgarse provocándose el vómito o usando laxantes u otras drogas. Los laxantes son medicinas que ayudan a mover el intestino. La purga puede causar graves problemas de salud, como daños a los dientes, la garganta y el estómago. También puede dar lugar a cambios de estado de ánimo y problemas del corazón, como insuficiencia cardíaca o cuando el corazón late fuera de ritmo.
  • Trastorno por atracón. Las mujeres con este trastorno comen en exceso, pero no se purgan después. Comer desenfrenadamente puede dar lugar a problemas de salud relacionados con la obesidad, como alta presión arterial y diabetes. Si es obesa, usted tiene demasiada grasa corporal y su índice de masa corporal (también llamado IMC) es 30 o más alto. El IMC es una medida de la grasa corporal en función de su estatura y peso. Para averiguar su IMC, visite www.cdc.gov/bmi.
  • Otros trastornos alimentarios o de la ingestión de alimentos especificados (OSFED). Las mujeres con OSFED pueden tener algunas características, pero no todas, de otro trastorno de la alimentación. Por ejemplo, pueden purgarse pero no comer por atracón, o pueden tener características de anorexia pero con un peso normal. Los problemas de salud causados por los OSFED dependen de las características de los trastornos de la alimentación que tiene la persona.

Si cree que puede tener un trastorno de la alimentación, avise a su profesional de la salud. Le podrá dar un tratamiento para ayudarla a tener conductas sanas de alimentación y prevenir graves problemas de salud.

¿Qué problemas de embarazo pueden causar estos trastornos de la alimentación?

La mayoría de las mujeres que reciben tratamiento por un trastorno de la alimentación tienen embarazos sanos. Pero esos trastornos pueden causar problemas durante el embarazo.

Si tiene anorexia o bulimia, tal vez tenga bajo peso (no pesa lo suficiente) antes del embarazo o no está aumentando suficiente peso durante el embarazo. Usted corre más riesgo que otras mujeres de tener: 

  • Nacimiento prematuro. Es el nacimiento que sucede demasiado pronto, antes de las 37 semanas de embarazo. Los bebés que nacen tan temprano pueden tener problemas de salud al nacer y más tarde en la vida.
  • Un bebé con bajo peso al nacer. Eso significa que su bebé pesa menos de 5 libras y 8 onzas al nacer.
  • Nacimiento sin vida o muerte al poco tiempo de nacer. El nacimiento sin vida sucede cuando el bebé muere en el útero después de las 20 semanas de embarazo. Las mujeres con anorexia corren más riesgo que otras mujeres de que su bebé nazca sin vida.
  • Aborto espontáneo. Sucede cuando el bebé muere en la matriz antes de las 20 semanas de embarazo. Las mujeres con bulimia corren más riesgo que otras mujeres de tener un aborto espontáneo.

Si usted padece de un trastorno por atracón, tiene más probabilidades que otras mujeres de sufrir complicaciones del embarazo por ser obesa. Las complicaciones del embarazo relacionadas con la obesidad incluyen:

  • Diabetes gestacional. Es un tipo de diabetes que algunas mujeres tienen durante el embarazo. 
  • Alta presión arterial. Sucede cuando la fuerza de la sangre contra las paredes de los vasos sanguíneos es demasiado grande. 
  • Tener un bebé muy grande que puede correr el riesgo de lastimarse durante el parto
  • Necesitar una cesárea. Esta es una operación en la que su bebé nace mediante un corte que el médico le hace a usted en el abdomen y en el útero (matriz).

Si tiene un trastorno de la alimentación, ¿qué puede hacer para mejorar sus probabilidades de quedar embarazada y tener un embarazo sano?

Para ayudarla a mejorar las probabilidades de quedar embarazada, consulte a su profesional de la salud. Su profesional puede tratar sus problemas médicos y ayudarla a lograr un peso ideal. Le puede sugerir que vea a un consejero con experiencia en tratar a personas con trastornos de la alimentación, y a un nutricionista que la ayudará a crear un plan de alimentación sana (también llamado plan de comidas). Siga su plan durante unos meses antes de tratar de quedar embarazada. Una vez que alcance el peso ideal, tendrá más probabilidades de quedar embarazada.

Durante el embarazo, siga el plan de comidas para aumentar la cantidad adecuada de peso. Es importante que usted aumente de peso durante el embarazo para que su bebé reciba todos los nutrientes que necesita.

Aunque la hayan tratado por un trastorno de la alimentación en el pasado (incluso unos meses o años atrás), avísele a su profesional. Tal vez se empiece a preocupar por el peso que está aumentando durante el embarazo, y le vuelva a aparecer el trastorno. Su profesional de la salud puede ayudarla a seguir el plan de comidas y chequearla a usted y a su bebé atentamente durante el embarazo para evitar complicaciones y asegurarse de que ambos están sanos.

Revisado en abril de 2016

Los trastornos de la alimentación son graves problemas de salud que incluyen emociones, actitudes y conductas extremas sobre el peso y los alimentos. A las mujeres con estos trastornos por lo general no les gusta su cuerpo y pueden tener un temor intenso de aumentar de peso. Esos sentimientos pueden causar estrés y conductas riesgosas de alimentación (como atracones de comida y purgas), que pueden perjudicar la salud de la mujer y causarle problemas durante el embarazo.

Estos son los puntos principales que debe saber sobre los trastornos de la alimentación y el embarazo:

  • Los trastornos de la alimentación pueden causarle más dificultad para quedar embarazada. Durante el embarazo pueden ocasionarle problemas a su bebé, como el nacimiento prematuro.
  • Si tiene un trastorno de la alimentación y está pensando en quedar embarazada, hable con su profesional para ver si puede mejorar sus probabilidades de quedar embarazada y tener un bebé sano.
  • Si está embarazada y tiene un trastorno de la alimentación, hable con su profesional de la salud sobre un plan de comidas para ayudarla a aumentar la cantidad adecuada de peso durante el embarazo. 
  • Si tuvo un trastorno de la alimentación en el pasado, avísele a su profesional. Es común que esos trastornos se presenten otra vez durante el embarazo.

¿Cuáles son los distintos tipos de trastornos de la alimentación?

Hay distintos tipos de trastornos de la alimentación: 

  • Anorexia nerviosa (también llamada anorexia). Las mujeres con anorexia comen muy poco, y suelen hacer dieta y ejercicios hasta el extremo porque tienen un temor intenso de tener sobrepeso aun cuando no lo tienen. La anorexia puede causar ausencia de los períodos menstruales, caída del cabello y piel seca, pálida y amarillenta. Sin tratamiento, la anorexia puede conducir a graves problemas de salud, incluyendo debilidad, osteoporosis (pérdida de huesos), insuficiencia cardíaca, insuficiencia renal y muerte. La insuficiencia significa que el corazón y los riñones dejan de funcionar. 
  • Bulimia nerviosa (también llamada bulimia). Las mujeres con bulimia tienen ciclos de atracones (comer muchísima comida) y purgas (eliminar la comida extra). Pueden purgarse provocándose el vómito o usando laxantes u otras drogas. Los laxantes son medicinas que ayudan a mover el intestino. La purga puede causar graves problemas de salud, como daños a los dientes, la garganta y el estómago. También puede dar lugar a cambios de estado de ánimo y problemas del corazón, como insuficiencia cardíaca o cuando el corazón late fuera de ritmo.
  • Trastorno por atracón. Las mujeres con este trastorno comen en exceso, pero no se purgan después. Comer desenfrenadamente puede dar lugar a problemas de salud relacionados con la obesidad, como alta presión arterial y diabetes. Si es obesa, usted tiene demasiada grasa corporal y su índice de masa corporal (también llamado IMC) es 30 o más alto. El IMC es una medida de la grasa corporal en función de su estatura y peso. Para averiguar su IMC, visite www.cdc.gov/bmi.
  • Otros trastornos alimentarios o de la ingestión de alimentos especificados (OSFED). Las mujeres con OSFED pueden tener algunas características, pero no todas, de otro trastorno de la alimentación. Por ejemplo, pueden purgarse pero no comer por atracón, o pueden tener características de anorexia pero con un peso normal. Los problemas de salud causados por los OSFED dependen de las características de los trastornos de la alimentación que tiene la persona.

Si cree que puede tener un trastorno de la alimentación, avise a su profesional de la salud. Le podrá dar un tratamiento para ayudarla a tener conductas sanas de alimentación y prevenir graves problemas de salud.

¿Qué problemas de embarazo pueden causar estos trastornos de la alimentación?

La mayoría de las mujeres que reciben tratamiento por un trastorno de la alimentación tienen embarazos sanos. Pero esos trastornos pueden causar problemas durante el embarazo.

Si tiene anorexia o bulimia, tal vez tenga bajo peso (no pesa lo suficiente) antes del embarazo o no está aumentando suficiente peso durante el embarazo. Usted corre más riesgo que otras mujeres de tener: 

  • Nacimiento prematuro. Es el nacimiento que sucede demasiado pronto, antes de las 37 semanas de embarazo. Los bebés que nacen tan temprano pueden tener problemas de salud al nacer y más tarde en la vida.
  • Un bebé con bajo peso al nacer. Eso significa que su bebé pesa menos de 5 libras y 8 onzas al nacer.
  • Nacimiento sin vida o muerte al poco tiempo de nacer. El nacimiento sin vida sucede cuando el bebé muere en el útero después de las 20 semanas de embarazo. Las mujeres con anorexia corren más riesgo que otras mujeres de que su bebé nazca sin vida.
  • Aborto espontáneo. Sucede cuando el bebé muere en la matriz antes de las 20 semanas de embarazo. Las mujeres con bulimia corren más riesgo que otras mujeres de tener un aborto espontáneo.

Si usted padece de un trastorno por atracón, tiene más probabilidades que otras mujeres de sufrir complicaciones del embarazo por ser obesa. Las complicaciones del embarazo relacionadas con la obesidad incluyen:

  • Diabetes gestacional. Es un tipo de diabetes que algunas mujeres tienen durante el embarazo. 
  • Alta presión arterial. Sucede cuando la fuerza de la sangre contra las paredes de los vasos sanguíneos es demasiado grande. 
  • Tener un bebé muy grande que puede correr el riesgo de lastimarse durante el parto
  • Necesitar una cesárea. Esta es una operación en la que su bebé nace mediante un corte que el médico le hace a usted en el abdomen y en el útero (matriz).

Si tiene un trastorno de la alimentación, ¿qué puede hacer para mejorar sus probabilidades de quedar embarazada y tener un embarazo sano?

Para ayudarla a mejorar las probabilidades de quedar embarazada, consulte a su profesional de la salud. Su profesional puede tratar sus problemas médicos y ayudarla a lograr un peso ideal. Le puede sugerir que vea a un consejero con experiencia en tratar a personas con trastornos de la alimentación, y a un nutricionista que la ayudará a crear un plan de alimentación sana (también llamado plan de comidas). Siga su plan durante unos meses antes de tratar de quedar embarazada. Una vez que alcance el peso ideal, tendrá más probabilidades de quedar embarazada.

Durante el embarazo, siga el plan de comidas para aumentar la cantidad adecuada de peso. Es importante que usted aumente de peso durante el embarazo para que su bebé reciba todos los nutrientes que necesita.

Aunque la hayan tratado por un trastorno de la alimentación en el pasado (incluso unos meses o años atrás), avísele a su profesional. Tal vez se empiece a preocupar por el peso que está aumentando durante el embarazo, y le vuelva a aparecer el trastorno. Su profesional de la salud puede ayudarla a seguir el plan de comidas y chequearla a usted y a su bebé atentamente durante el embarazo para evitar complicaciones y asegurarse de que ambos están sanos.

Revisado en abril de 2016