Rubéola o sarampión alemán
La rubéola, también llamada sarampión alemán, es una infección que causa síntomas similares a los de una gripe o influenza leve, y un sarpullido en la piel. Sólo alrededor de la mitad de los niños infectados con rubéola tienen estos síntomas. Otros no tienen síntomas y los padres pueden no saber siquiera que están infectados.

La rubéola fue eliminada de los Estados Unidos porque se vacuna rutinariamente a los niños. Las vacunas protegen a las personas contra la rubéola de por vida. Entre los años 2001 y 2004 se reportaron solamente cinco casos de rubéola en este país.

La rubéola es común en otros países. Los viajeros pueden traerla a los Estados Unidos, o usted se la puede contagiar cuando viaja afuera del país.

Es importante vacunar a su bebé contra la rubéola. La vacuna se llama MMR y protege a su bebé contra el sarampión, las paperas y la rubéola. Se le puede dar la vacuna MMR a su bebé cuando tiene 1 año de edad.

¿Cuáles son las señales y síntomas de la rubéola?
Los niños por lo general tienen pocas señales o síntomas. La rubéola es por lo general leve con síntomas similares a los de la gripe, seguido de un sarpullido. El sarpullido suele ser la primera señal que notan los padres. Con frecuencia dura alrededor de 3 días.

Los síntomas similares a la gripe incluyen:

  • Fiebre baja
  • Dolor de cabeza
  • Goteo de la nariz
  • Ojos enrojecidos
  • Glándulas hinchadas
  • Dolor muscular o de las articulaciones

¿Qué causa la rubéola?
La rubéola está causada por un virus. Un virus es un organismo pequeño que puede producirle enfermedad. Es muy contagiosa y se transmite por el aire de la tos o estornudo de una persona infectada.

¿Cómo se diagnostica y trata la rubéola?
El profesional de la salud de su bebé toma una muestra de la nariz o garganta del bebé con un hisopo y lo analiza para ver si tiene rubéola.

No hay tratamiento para la rubéola. La enfermedad por lo general desaparece sola. Trate de mantenerlo cómodo. Ofrézcale líquidos y trate de que descanse si está cansado. Si su bebé tiene fiebre, el profesional de la salud puede recomendar un medicamento para reducir la fiebre, como acetaminofeno (Tylenol®).

¿Cómo puede evitar que su bebé se contagie la rubéola?
Asegúrese de que su bebé reciba la vacuna MMR. Se le da esa vacuna a su bebé en dos dosis: la primera, entre los 12 y 15 meses de edad; y la segunda, entre los 4 y 6 años.

Hasta que se le dé la primera vacuna MMR a su bebé: 

  • Manténgalo alejado de la persona que tenga rubéola.
  • Avise de inmediato a su profesional de la salud si su bebé ha estado en contacto con alguien que tiene rubéola.
  • Asegúrese de que usted esté vacunada y tenga inmunidad contra la rubéola. Inmunidad significa estar protegida de una infección. Si es inmune a una infección, significa que no se la puede contagiar. Al ser inmune a la rubéola, puede ayudar a proteger a su bebé de la enfermedad hasta que se le pueda vacunar con la MMR. También significa que usted tiene inmunidad contra la enfermedad durante futuros embarazos.

Abril de 2012