La Continuación del Cuidado Médico
Probablemente visite al profesional médico del bebé unas 12 veces durante el primer año de vida. Algunas de esas visitas son chequeos de rutina para mantener la salud del bebé. Con frecuencia esas visitas incluyen vacunaciones.

Vacunaciones
Para cuando el bebé cumpla 2 años, lo más probable es que se le hayan dado vacunas para protegerlo contra 14 enfermedades distintas. Esas enfermedades son muy serias y pueden causar problemas graves o incluso la muerte. El profesional médico del bebé le aconsejará sobre el programa de vacunación.

Casi todos los bebés, incluso aquéllos prematuros o con un problema médico, deben ser vacunados. Si su bebé nació prematuro, se le darán las vacunas según la edad cronológica (y no corregida).

Para reducir el riesgo que corre el bebé, los hermanos también deben tener las vacunas al día, incluida la vacuna antigripal. En ocasiones se aconseja a toda la familia vacunarse contra la gripe antes de que el bebé llegue al hogar.

Virus sincitial respiratorio (RSV)
Si el bebé nació prematuro, posiblemente se le aconseje vacunarlo contra el virus sincitial respiratorio (RSV). Se trata de un virus común que afecta a casi todos los niños antes de los dos años de edad. La mayoría de los bebés sólo sufren un pequeño resfriado por causa del RSV.

Sin embargo, algunos bebés con RSV sufren consecuencias más graves. Los bebés prematuros o con problemas de corazón o pulmones se beneficiarán con la medicación para prevenir una infección del RSV grave o seria. Ese medicamento se conoce con el nombre de palivizumab (Synagis). Se administra mediante inyecciones mensuales generalmente durante los meses de otoño a primavera. Pregunte al profesional médico si su bebé debe recibir ese medicamento.

Si su bebé tiene necesidades especiales
Si su bebé tiene afecciones médicas especiales, quizás necesite la atención de un grupo de profesionales, tales como:

  • Especialistas pediátricos
  • Terapeutas ocupacionales
  • Terapeutas del habla
  • Fisioterapeutas

El profesional médico del bebé, el asistente social o el administrador de casos de la NICU podrá ayudarle a buscar los recursos necesarios y guiarlo por el laberinto de agencias con servicios a su disposición.

El personal de la NICU, los profesionales encargados de la atención médica de seguimiento o los padres también pueden recomendar programas de intervención temprana a algunos “graduados” de la NICU.

Septiembre de 2007