agent007
¡Ha entrado! Vea su reciente actividad o visite su perfil y tablero
Información de la cuenta
Tablero
March for Babies Dashboard

  • agent007
  • Preferencias
  • Mensajes
  • Favoritos

Cuando su bebé se enferma

Virus sincitial respiratorio

El virus sincitial respiratorio (RSV, por sus siglas en inglés) es un virus común que causa infecciones en los pulmones y el tracto respiratorio. Casi todos los bebés lo contraen antes de los 2 años de edad. Su bebé puede contraer el RSV en cualquier momento durante el año, pero es más común de noviembre a abril.

La mayoría de los niños sufren síntomas leves parecidos a un resfriado. Pero el RSV puede ser mucho más serio en bebés pequeños, en especial aquellos bebés que nacieron prematuros, tienen problemas cardíacos o de los pulmones, o padecen de otras enfermedades crónicas.

El RSV grave puede resultar en otras infecciones serias, como la:

  • Bronquiolitis - una infección de los conductos pequeños de inhalación en los pulmones
  • Pulmonía o neumonía - una infección en uno o ambos pulmones

¿Cuáles son las señales y los síntomas del RSV?

Las señales y síntomas incluyen:

  • Tos
  • Fiebre
  • Irritabilidad
  • Secreción nasal
  • Estornudos
  • Lento o inactivo
  • Problema al respirar
  • Respiración silbante

Los síntomas del RSV usualmente duran entre una a dos semanas. Si usted piensa que su bebé tiene RSV, llame al profesional de la salud. La mayoría de los bebés con RSV no se enferman seriamente. Sin embargo, un número pequeño de bebés se puede enfermar gravemente. Estos bebés pueden necesitar tratamiento con oxígeno, y en algunos casos, con medicina antivirales en un hospital.

¿Cuándo llamar al profesional de la salud de su bebé?

Llame al profesional de la salud de inmediato si su bebé tiene:

  • Tos que empeora o tose secreción amarilla, verde o gris
  • Fiebre alta. La fiebre alta es una temperatura de más de 100.4 F en bebés menores de 2 meses, 101F en bebés de 3 a 6 meses o 103 F en bebés mayores de 6 meses.
  • Deshidratación
  • Pérdida de apetito
  • Secreción nasal espesa
  • Problemas al respirar o la boca y las uñas se ven azulez

¿Cómo se trata el RSV?

No hay un tratamiento espcífico para el RSV, pero hay formas de aliviar los síntomas. Si su bebé tiene RSV, asegúrese de que descanse bastante y beba muchos líquidos claros. Usted también puede usar una pera de goma de aspiración para ayudar a extraer la secreción de la nariz de su bebé, especialmente antes de las comidas. Un humidificador de aire fresco podría ayudar a que su bebé respire mejor. Si su bebé tiene fiebre, hable con el profesional de la salud para averiguar si puede usar acetominofen para ayudar a bajar la fiebre.

La mayoría de los bebés no se enferma gravemente. Pero algunos pueden que necesiten tratamiento en el hospital con oxígeno, aire fresco (humidificado) o líquidos por vena. Una máquina para respirar, llamada ventilador, también se puede usar. En algunos casos, el bebé puede que necesite broncodilatador o medicinas antivirales. El broncodilatador es una medicina que ayuda a abrir los conductos de aire en los pulmones. Un antiviral es una medicina que elimina las infecciones causadas por viruses.

¿Cómo puede ayudar a proteger a su bebé del RSV?

Usted puede ayudar a proteger a su bebé del RSV al:

  • Mantenerlo alejado de personas que estén estornudando o tosiendo
  • Asegurarse de que las personas que vayan a tocar al bebé tengan las manos limpias
  • Mantenerlo alejado de multitudes de gente
  • No permitir que nadie fume cerca de su bebé

Si su bebé tiene un riesgo alto de contraer RSV grave, hable con el profesional de la salud para averiguar cómo evitar la enfermedad. Entre estos bebés se encuentran los nacidos prematuros, los que tienen problemas de los pulmones, problemas cardíacos u otras enfermedades crónicas.

Los bebés que tienen un riesgo alto de contraer RSV grave se podrían beneficiar de una medicina que ayuda a prevenir la infección grave. Esta medicina se llama palivizumab. Se administra en forma de inyecciones mensuales durante los meses de otoño e invierno. Sin embargo, la medicina no ayuda a curar o tratar a los niños que ya tienen RSV grave o preevnir la infección leve.

Revisado en noviembre del 2013

El virus sincitial respiratorio (RSV, por sus siglas en inglés) es un virus común que causa infecciones en los pulmones y el tracto respiratorio. Casi todos los bebés lo contraen antes de los 2 años de edad. Su bebé puede contraer el RSV en cualquier momento durante el año, pero es más común de noviembre a abril.

La mayoría de los niños sufren síntomas leves parecidos a un resfriado. Pero el RSV puede ser mucho más serio en bebés pequeños, en especial aquellos bebés que nacieron prematuros, tienen problemas cardíacos o de los pulmones, o padecen de otras enfermedades crónicas.

El RSV grave puede resultar en otras infecciones serias, como la:

  • Bronquiolitis - una infección de los conductos pequeños de inhalación en los pulmones
  • Pulmonía o neumonía - una infección en uno o ambos pulmones

¿Cuáles son las señales y los síntomas del RSV?

Las señales y síntomas incluyen:

  • Tos
  • Fiebre
  • Irritabilidad
  • Secreción nasal
  • Estornudos
  • Lento o inactivo
  • Problema al respirar
  • Respiración silbante

Los síntomas del RSV usualmente duran entre una a dos semanas. Si usted piensa que su bebé tiene RSV, llame al profesional de la salud. La mayoría de los bebés con RSV no se enferman seriamente. Sin embargo, un número pequeño de bebés se puede enfermar gravemente. Estos bebés pueden necesitar tratamiento con oxígeno, y en algunos casos, con medicina antivirales en un hospital.

¿Cuándo llamar al profesional de la salud de su bebé?

Llame al profesional de la salud de inmediato si su bebé tiene:

  • Tos que empeora o tose secreción amarilla, verde o gris
  • Fiebre alta. La fiebre alta es una temperatura de más de 100.4 F en bebés menores de 2 meses, 101F en bebés de 3 a 6 meses o 103 F en bebés mayores de 6 meses.
  • Deshidratación
  • Pérdida de apetito
  • Secreción nasal espesa
  • Problemas al respirar o la boca y las uñas se ven azulez

¿Cómo se trata el RSV?

No hay un tratamiento espcífico para el RSV, pero hay formas de aliviar los síntomas. Si su bebé tiene RSV, asegúrese de que descanse bastante y beba muchos líquidos claros. Usted también puede usar una pera de goma de aspiración para ayudar a extraer la secreción de la nariz de su bebé, especialmente antes de las comidas. Un humidificador de aire fresco podría ayudar a que su bebé respire mejor. Si su bebé tiene fiebre, hable con el profesional de la salud para averiguar si puede usar acetominofen para ayudar a bajar la fiebre.

La mayoría de los bebés no se enferma gravemente. Pero algunos pueden que necesiten tratamiento en el hospital con oxígeno, aire fresco (humidificado) o líquidos por vena. Una máquina para respirar, llamada ventilador, también se puede usar. En algunos casos, el bebé puede que necesite broncodilatador o medicinas antivirales. El broncodilatador es una medicina que ayuda a abrir los conductos de aire en los pulmones. Un antiviral es una medicina que elimina las infecciones causadas por viruses.

¿Cómo puede ayudar a proteger a su bebé del RSV?

Usted puede ayudar a proteger a su bebé del RSV al:

  • Mantenerlo alejado de personas que estén estornudando o tosiendo
  • Asegurarse de que las personas que vayan a tocar al bebé tengan las manos limpias
  • Mantenerlo alejado de multitudes de gente
  • No permitir que nadie fume cerca de su bebé

Si su bebé tiene un riesgo alto de contraer RSV grave, hable con el profesional de la salud para averiguar cómo evitar la enfermedad. Entre estos bebés se encuentran los nacidos prematuros, los que tienen problemas de los pulmones, problemas cardíacos u otras enfermedades crónicas.

Los bebés que tienen un riesgo alto de contraer RSV grave se podrían beneficiar de una medicina que ayuda a prevenir la infección grave. Esta medicina se llama palivizumab. Se administra en forma de inyecciones mensuales durante los meses de otoño e invierno. Sin embargo, la medicina no ayuda a curar o tratar a los niños que ya tienen RSV grave o preevnir la infección leve.

Revisado en noviembre del 2013