agent007
¡Ha entrado! Vea su reciente actividad o visite su perfil y tablero
Información de la cuenta
Tablero
March for Babies Dashboard

  • agent007
  • Preferencias
  • Mensajes
  • Favoritos

Complicaciones del embarazo

La influenza y el embarazo

La influenza ("flu") es una enfermedad grave. Es más que congestión nasal, mucosidad y dolor de garganta. La persona puede enfermarse mucho.

La influenza se llama habitualmente "gripe" ("flu"). Muchas personas dicen que tienen gripe cuando en realidad tienen sólo un resfriado o tos. Si se contagia la gripe, puede causarle enfermedad grave. Para algunas personas, puede poner en peligro la vida. En particular, puede ser perjudicial antes y durante el embarazo. Si usted está embarazada o ha tenido un bebé en las últimas 2 semanas, usted tiene más probabilidades que otras mujeres de sufrir serios problemas de salud por la influenza.

La influenza se transmite fácilmente de persona a persona. Cuando alguien enfermo con la influenza tose, estornuda o habla, el virus se disemina por el aire. Usted puede infectarse con influenza si respira el virus. También se puede infectar si toca algo (como la manija de una puerta o un teléfono) que tiene el virus de la influenza y luego se toca la nariz, los ojos o la boca.

La mejor manera de protegerse contra la influenza es recibiendo la vacuna contra la influenza todos los años antes de que comience la temporada de la influenza en octubre. Su profesional de la salud puede darle la vacuna. Muchas farmacias y lugares de trabajo también la ofrecen en el otoño. Aunque es más probable que se contagie la influenza durante la temporada de la influenza (octubre a mayo), usted se puede contagiar en cualquier momento del año.

¿Cómo sabe si tiene influenza?

Es posible que tenga influenza si sufre una de las siguientes señales y síntomas:

  • Fiebre
  • Escalofríos
  • Tos
  • Dolor de garganta
  • Congestión o goteo nasal
  • Dolor muscular o dolor de cuerpo
  • Dolores de cabeza
  • Se siente muy cansada
  • Vómitos y diarrea (es más común en los niños)

Para la mayoría de las personas, los síntomas duran unos pocos días. Pero algunas personas, incluidos los niños, las personas mayores de 65 años, las embarazadas y las mujeres que recién han tenido un bebé pueden estar enfermas de influenza por un período más largo.

¿Cómo puede la influenza perjudicar su embarazo?

Las complicaciones de salud causadas por la influenza, como la neumonía, pueden ser graves e incluso mortales, en especial si está embarazada. Es más probable que las embarazadas con influenza tengan un parto prematuro y que el bebé nazca prematuro que aquellas que no se enferman. El parto y nacimiento prematuros son los que suceden demasiado temprano, antes de las 37 semanas de embarazo. El nacimiento prematuro puede causar problemas graves de salud para su bebé.

La influenza puede ser perjudicial durante el embarazo porque el embarazo afecta su sistema inmunitario. El sistema inmunitario es la forma que tiene su cuerpo de protegerse contra las enfermedades. Cuando su cuerpo detecta que algo, como un virus, puede perjudicar su salud, el sistema inmunitario trabaja arduamente para combatirlo.

Durante el embarazo, el sistema inmunitario no responde tan rápidamente a las enfermedades como lo hacía antes del embarazo. El cuerpo sabe que el embarazo es algo normal y que no debe rechazar a su bebé. Por lo tanto, su cuerpo naturalmente disminuye la capacidad del sistema inmunitario de protegerla a usted y de responder a enfermedades para que pueda cuidar a su bebé en crecimiento. Pero un sistema inmunitario disminuido significa que hay más probabilidades de que se contagie enfermedades como la influenza.

Otra razón por la cual la influenza puede ser peligrosa durante el embarazo es que sus pulmones necesitan más oxígeno, en especial durante el segundo y tercer trimestres, para usted y su bebé. Su abdomen en crecimiento pone presión sobre sus pulmones haciéndolos trabajar más arduamente en un espacio más pequeño. Es posible que se sienta con falta de aliento en ocasiones. Su corazón también está trabajando mucho. Está ocupado suministrando sangre a usted y a su bebé. Todo eso significa que su cuerpo trabaja más fuerte durante el embarazo, aumentando las probabilidades de que se contagie una enfermedad como la influenza.

¿Es seguro recibir la vacuna contra la influenza durante el embarazo?

Sí. Todas las mujeres embarazadas o que planean quedar embarazadas durante la temporada de la influenza pueden recibir la vacuna contra la influenza. La vacuna puede ayudar a protegerla contra la influenza y evitar que la contagie a otras personas. También puede ayudar a proteger a su bebé durante el embarazo y los primeros meses de vida hasta que tenga la edad suficiente para que lo vacunen. Es menos probable que los bebé nacidos de mujeres que se vacunaron durante el embarazo se enfermen de influenza.

La vacuna contra la influenza 2014-2015 la protege contra la influenza de temporada y la influenza H1N1 que se propagó por todo el mundo en el año 2009. Es importante recibir la vacuna todos los años porque los virus siempre cambian, y la protección de la vacuna sólo dura un año aproximadamente. Puede recibir la vacuna en el consultorio de su profesional de la salud, o en lugares como clínicas de salud locales, departamentos de salud y farmacias.

Las embarazadas deben recibir la vacuna contra la influenza. Aunque hay una vacuna contra la ,influenza en "spray" o rociador (se aplica en la nariz), no se recomienda para las embarazadas.

Si usted es alérgicas a los huevos, usted puede recibir la vacuna contra la influenza. Algunas vacunas contra la influenza se hacen sin usar huevos, por ello son seguras para las personas alérgicas al huevo. Si tiene ese tipo de alergia, hable con su profesional de la salud sobre la vacuna contra la influenza. 

¿Cómo se trata la influenza?

Si cree que tiene influenza, llame de inmediato a su profesional de la salud. Podrá recetarle una medicina antiviral para prevenir o tratar la influenza. Un antiviral es una medicina que combate infecciones causadas por virus. Para la influenza, los antivirales funcionan mejor si se usan dentro de los 2 días de haberse enfermado. 

En los EE.UU. existen dos medicinas para prevenir o tratar la influenza en mujeres embarazadas y mujeres que recién han tenido un bebé. Hable con su profesional de la salud para ver cuál es el adecuado para usted:

  1. Oseltamivir (Tamiflu)
  2. Zanamivir (Relenza)  

La fiebre y la mayoría de los otros síntomas pueden durar una semana o más. Si está incómoda por la fiebre, pregunte a su profesional de la salud si puede tomar acetaminofeno (Tylenol®).

Si tiene influenza, debe descansar lo más que pueda y beber muchos líquidos. Es posible que no tenga mucho apetito. Pruebe comer cantidades pequeñas de alimentos para ayudar a su cuerpo a recuperarse.

¿Cuándo debe llamar a su profesional de la salud?

Llame a su profesional de la salud de inmediato si tiene algunos de estos síntomas:

  • Dificultad para respirar o falta de aliento
  • Dolor o presión en el pecho o abdomen
  • Mareo repentino
  • Confusión
  • Vómitos graves o persistentes
  • Síntomas que mejoran pero luego regresan, con fiebre o peor tos
  • Fiebre alta que no baja después de tomar acetaminofeno
  • Sentir que su bebé se mueve menos o que no se mueve

¿Cómo puede evitar la propagación de la influenza?

Si tiene influenza, se la puede contagiar a otras personas. Puede hacer lo siguiente para ayudar a evitar la propagación:

  • Quédese en su casa cuando esté enferma.
  • Limite el contacto con otras personas.
  • No bese a nadie.
  • Tosa o estornude en un pañuelo desechable o en su brazo. Tire el pañuelo desechable en la basura.
  • Trate de no tocarse los ojos, la nariz ni la boca.
  • Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón antes de tocar a alguien. También puede usar desinfectantes para manos a base de alcohol.
  • Use agua caliente y jabón o el lavaplatos para lavar sus platos y utensilios.
  • No comparta con nadie sus platos, vasos, utensilios o cepillo de dientes.

Para más información

Flu.gov

Revisado en enero de 2015

La influenza ("flu") es una enfermedad grave. Es más que congestión nasal, mucosidad y dolor de garganta. La persona puede enfermarse mucho.

La influenza se llama habitualmente "gripe" ("flu"). Muchas personas dicen que tienen gripe cuando en realidad tienen sólo un resfriado o tos. Si se contagia la gripe, puede causarle enfermedad grave. Para algunas personas, puede poner en peligro la vida. En particular, puede ser perjudicial antes y durante el embarazo. Si usted está embarazada o ha tenido un bebé en las últimas 2 semanas, usted tiene más probabilidades que otras mujeres de sufrir serios problemas de salud por la influenza.

La influenza se transmite fácilmente de persona a persona. Cuando alguien enfermo con la influenza tose, estornuda o habla, el virus se disemina por el aire. Usted puede infectarse con influenza si respira el virus. También se puede infectar si toca algo (como la manija de una puerta o un teléfono) que tiene el virus de la influenza y luego se toca la nariz, los ojos o la boca.

La mejor manera de protegerse contra la influenza es recibiendo la vacuna contra la influenza todos los años antes de que comience la temporada de la influenza en octubre. Su profesional de la salud puede darle la vacuna. Muchas farmacias y lugares de trabajo también la ofrecen en el otoño. Aunque es más probable que se contagie la influenza durante la temporada de la influenza (octubre a mayo), usted se puede contagiar en cualquier momento del año.

¿Cómo sabe si tiene influenza?

Es posible que tenga influenza si sufre una de las siguientes señales y síntomas:

  • Fiebre
  • Escalofríos
  • Tos
  • Dolor de garganta
  • Congestión o goteo nasal
  • Dolor muscular o dolor de cuerpo
  • Dolores de cabeza
  • Se siente muy cansada
  • Vómitos y diarrea (es más común en los niños)

Para la mayoría de las personas, los síntomas duran unos pocos días. Pero algunas personas, incluidos los niños, las personas mayores de 65 años, las embarazadas y las mujeres que recién han tenido un bebé pueden estar enfermas de influenza por un período más largo.

¿Cómo puede la influenza perjudicar su embarazo?

Las complicaciones de salud causadas por la influenza, como la neumonía, pueden ser graves e incluso mortales, en especial si está embarazada. Es más probable que las embarazadas con influenza tengan un parto prematuro y que el bebé nazca prematuro que aquellas que no se enferman. El parto y nacimiento prematuros son los que suceden demasiado temprano, antes de las 37 semanas de embarazo. El nacimiento prematuro puede causar problemas graves de salud para su bebé.

La influenza puede ser perjudicial durante el embarazo porque el embarazo afecta su sistema inmunitario. El sistema inmunitario es la forma que tiene su cuerpo de protegerse contra las enfermedades. Cuando su cuerpo detecta que algo, como un virus, puede perjudicar su salud, el sistema inmunitario trabaja arduamente para combatirlo.

Durante el embarazo, el sistema inmunitario no responde tan rápidamente a las enfermedades como lo hacía antes del embarazo. El cuerpo sabe que el embarazo es algo normal y que no debe rechazar a su bebé. Por lo tanto, su cuerpo naturalmente disminuye la capacidad del sistema inmunitario de protegerla a usted y de responder a enfermedades para que pueda cuidar a su bebé en crecimiento. Pero un sistema inmunitario disminuido significa que hay más probabilidades de que se contagie enfermedades como la influenza.

Otra razón por la cual la influenza puede ser peligrosa durante el embarazo es que sus pulmones necesitan más oxígeno, en especial durante el segundo y tercer trimestres, para usted y su bebé. Su abdomen en crecimiento pone presión sobre sus pulmones haciéndolos trabajar más arduamente en un espacio más pequeño. Es posible que se sienta con falta de aliento en ocasiones. Su corazón también está trabajando mucho. Está ocupado suministrando sangre a usted y a su bebé. Todo eso significa que su cuerpo trabaja más fuerte durante el embarazo, aumentando las probabilidades de que se contagie una enfermedad como la influenza.

¿Es seguro recibir la vacuna contra la influenza durante el embarazo?

Sí. Todas las mujeres embarazadas o que planean quedar embarazadas durante la temporada de la influenza pueden recibir la vacuna contra la influenza. La vacuna puede ayudar a protegerla contra la influenza y evitar que la contagie a otras personas. También puede ayudar a proteger a su bebé durante el embarazo y los primeros meses de vida hasta que tenga la edad suficiente para que lo vacunen. Es menos probable que los bebé nacidos de mujeres que se vacunaron durante el embarazo se enfermen de influenza.

La vacuna contra la influenza 2014-2015 la protege contra la influenza de temporada y la influenza H1N1 que se propagó por todo el mundo en el año 2009. Es importante recibir la vacuna todos los años porque los virus siempre cambian, y la protección de la vacuna sólo dura un año aproximadamente. Puede recibir la vacuna en el consultorio de su profesional de la salud, o en lugares como clínicas de salud locales, departamentos de salud y farmacias.

Las embarazadas deben recibir la vacuna contra la influenza. Aunque hay una vacuna contra la ,influenza en "spray" o rociador (se aplica en la nariz), no se recomienda para las embarazadas.

Si usted es alérgicas a los huevos, usted puede recibir la vacuna contra la influenza. Algunas vacunas contra la influenza se hacen sin usar huevos, por ello son seguras para las personas alérgicas al huevo. Si tiene ese tipo de alergia, hable con su profesional de la salud sobre la vacuna contra la influenza. 

¿Cómo se trata la influenza?

Si cree que tiene influenza, llame de inmediato a su profesional de la salud. Podrá recetarle una medicina antiviral para prevenir o tratar la influenza. Un antiviral es una medicina que combate infecciones causadas por virus. Para la influenza, los antivirales funcionan mejor si se usan dentro de los 2 días de haberse enfermado. 

En los EE.UU. existen dos medicinas para prevenir o tratar la influenza en mujeres embarazadas y mujeres que recién han tenido un bebé. Hable con su profesional de la salud para ver cuál es el adecuado para usted:

  1. Oseltamivir (Tamiflu)
  2. Zanamivir (Relenza)  

La fiebre y la mayoría de los otros síntomas pueden durar una semana o más. Si está incómoda por la fiebre, pregunte a su profesional de la salud si puede tomar acetaminofeno (Tylenol®).

Si tiene influenza, debe descansar lo más que pueda y beber muchos líquidos. Es posible que no tenga mucho apetito. Pruebe comer cantidades pequeñas de alimentos para ayudar a su cuerpo a recuperarse.

¿Cuándo debe llamar a su profesional de la salud?

Llame a su profesional de la salud de inmediato si tiene algunos de estos síntomas:

  • Dificultad para respirar o falta de aliento
  • Dolor o presión en el pecho o abdomen
  • Mareo repentino
  • Confusión
  • Vómitos graves o persistentes
  • Síntomas que mejoran pero luego regresan, con fiebre o peor tos
  • Fiebre alta que no baja después de tomar acetaminofeno
  • Sentir que su bebé se mueve menos o que no se mueve

¿Cómo puede evitar la propagación de la influenza?

Si tiene influenza, se la puede contagiar a otras personas. Puede hacer lo siguiente para ayudar a evitar la propagación:

  • Quédese en su casa cuando esté enferma.
  • Limite el contacto con otras personas.
  • No bese a nadie.
  • Tosa o estornude en un pañuelo desechable o en su brazo. Tire el pañuelo desechable en la basura.
  • Trate de no tocarse los ojos, la nariz ni la boca.
  • Lávese las manos frecuentemente con agua y jabón antes de tocar a alguien. También puede usar desinfectantes para manos a base de alcohol.
  • Use agua caliente y jabón o el lavaplatos para lavar sus platos y utensilios.
  • No comparta con nadie sus platos, vasos, utensilios o cepillo de dientes.

Para más información

Flu.gov

Revisado en enero de 2015