agent007
¡Ha entrado! Vea su reciente actividad o visite su perfil y tablero
Información de la cuenta
Tablero
March for Babies Dashboard

  • agent007
  • Preferencias
  • Mensajes
  • Favoritos

Prepárese para el parto

Inducir el parto

Inducir el parto sucede cuando el profesional de la salud le da medicamentos o usa otros métodos para que el parto comience. Su profesional podrá recomendar inducirle el parto si usted tiene problemas médicos que podrían perjudicar su salud o la de su bebé, o si su embarazo dura más de 42 semanas. Para algunas mujeres, esta es la mejor manera de mantener sanos a la mamá y al bebé.

Se están programando más inducciones un poco más temprano sin justificación médica. Eso puede causar problemas para usted y para su bebé.

Si su embarazo es sano, es mejor dejar que el parto comience por sí solo. Si su profesional de la salud le habla sobre la inducción del parto, pregunte si puede esperar hasta al menos 39 semanas antes de la inducción. Eso le da el tiempo necesario a los pulmones y cerebro del bebé de crecer y desarrollarse completamente antes de nacer. Si tiene problemas con el embarazo o la salud de su bebé, posiblemente deba tener al bebé antes.

¿Qué es el parto?

Su parto ha comenzado si tiene contracciones cortas y regulares en el útero (matriz). Las contracciones suceden cuando los músculos del útero se endurecen y luego se relajan. Éstos ayudan a empujar a su bebé fuera del útero y a que el cuello uterino se dilate (se abra). El cuello uterino es la abertura hacia el útero que está en la parte superior de la vagina (canal de parto). Durante el parto, su bebé pasa por el cuello uterino hacia la vagina.

¿Por qué se induce el parto?

Quizás su profesional deba inducir el parto para que usted y su bebé no corran riesgos. Éstos son algunos motivos médicos por los cuales inducir el parto:

  • Su embarazo dura más de 42 semanas. Después de las 42 semanas, la placenta suele dejar de funcionar suficientemente bien para mantener sano al bebé. La placenta crece en su útero y suministra alimentos y oxígeno al bebé a través del cordón umbilical.
  • La placenta se está separando del útero.
  • Usted tiene una infección en el útero.
  • Usted tiene alta presión arterial o hipertensión causada por el embarazo.
  • Se rompe la fuente (saco amniótico que contiene a su bebé), pero las contracciones no comienzan.
  • Usted tiene problemas de salud, como diabetes, que pueden ser perjudiciales para usted o su bebé.
  • Su bebé tiene un problema de crecimiento.
  • Usted tiene la enfermedad Rh.

El parto debe inducirse únicamente por motivos médicos para proteger su salud y la de su bebé. Si su embarazo es sano, es mejor dejar que el parto comience naturalmente sin inducirlo.

¿Cómo se induce el parto?

Su profesional usa uno o más de estos métodos para inducir el parto:

  • Separar el saco amniótico de la pared del útero (también llamado "ruptura de las membranas"). El saco amniótico es la bolsa adentro del útero que sostiene a su bebé que está creciendo. Está lleno de líquido amniótico. Su profesional inserta suavemente su dedo cubierto con un guante por el cuello uterino y separa el saco del útero. Al hacerlo, usted puede sentir un poco de dolor menstrual (cólico) o tener un ligero sangrado. Este procedimiento se puede hacer en el consultorio de su profesional de la salud.
  • Madurar el cuello uterino. Su profesional le da un medicamento que ayuda a ablandar y adelgazar el cuello uterino. El medicamento viene en forma de pastilla que usted toma oralmente, o en gel o supositorio que el profesional coloca en la vagina contra el cuello uterino. El supositorio es un tipo de pastilla que se derrite cuando se coloca en su lugar. Se lo darán en el hospital.
  • Darle medicamentos para iniciar las contracciones. Los profesionales suelen usar un medicamento llamado Pitocin para inducir el parto. Pitocin es la forma artificial de la oxitocina, una hormona que su cuerpo produce para ayudar a comenzar las contracciones. En el hospital, el profesional le da Pitocin mediante una intravenosa (aguja insertada en la vena). Pitocin puede provocarle contracciones muy fuertes. Pregunte a su profesional de la salud sobre el medicamento para el dolor que desea durante el parto. Pitocin también puede darle malestar de estómago. Antes de ir al hospital, siga las instrucciones de su profesional de la salud sobre lo que puede comer. Quizás le diga que coma sólo alimentos ligeros como sopa o Jell-O®.
  • Romper la fuente (también conocido como "ruptura de las membranas"). El profesional de la salud usa un pequeño gancho que parece una aguja de tejer para romper el saco amniótico que contiene a su bebé. No debería ser doloroso, pero quizás sienta un chorro de líquido tibio.

¿Cuánto tiempo después de inducir el parto tendrá a su bebé?

Inducir el parto puede llevar unas horas o incluso 2 ó 3 días. Depende de cómo su cuerpo responde al tratamiento. Puede tomar más tiempo si está embarazada por primera vez o si su bebé tiene menos de 37 semanas.

¿Cuáles son los riesgos de inducir el parto?

Los riesgos incluyen:

  • Su fecha prevista de parto puede no ser exacta, por lo que su bebé puede nacer demasiado temprano. A veces es difícil saber exactamente cuándo quedó embarazada. Si programa una inducción y su fecha prevista de parto varía en una o 2 semanas, su bebé puede ser un prematuro tardío. Si su embarazo es sano, espere a que el trabajo de parto comience por sí solo. Si debe programar una inducción por motivos médicos, pregunte al profesional si puede esperar al menos hasta las 39 semanas. Eso le da el tiempo necesario a los pulmones y cerebro del bebé de crecer y desarrollarse completamente antes de nacer.
  • Pitocin puede producir contracciones muy fuertes y disminuir la frecuencia cardíaca de su bebé. Los profesionales monitorean cuidadosamente la frecuencia cardíaca del bebé al inducir el parto. Pueden cambiar o reducir la cantidad de Pitocin que se le administra. Al usar menos Pitocin, las contracciones pueden ser más débiles y eso ayuda a mantener la frecuencia cardíaca del bebé a un nivel seguro.
  • Usted y su bebé corren un mayor riesgo de infección si el parto no comienza al poco tiempo de la ruptura de las membranas. El saco amniótico normalmente protege a su bebé y al útero de infección. Pero una vez que se rompe, los gérmenes, como las bacterias, pueden entrar más fácilmente e infectarla a usted y a su bebé.
  • Puede haber problemas con el cordón umbilical. Por ejemplo, si el saco amniótico se rompe, el cordón puede deslizarse hacia la vagina antes de que lo haga su bebé. Es más probable que esto suceda si el bebé tiene presentación de nalgas (cuando las nalgas o pies del bebé están hacia abajo inmediatamente antes del parto) o si la cabeza del bebé aún está alta en el útero. O se puede comprimir el cordón umbilical. Cuando se comprime, el bebé no recibe suficiente alimentos ni oxígeno. Estos problemas pueden ser serios para su bebé.
  • Algunas veces, la inducción no funciona y se le deba hacer una cesárea. La cesárea es una operación en la que su bebé nace mediante un corte que el profesional le hace a usted en el abdomen y en el útero.
  • Es posible que tenga una ruptura uterina. La ruptura uterina es un desgarro en el útero. Puede causar sangrado serio. Si ha tenido una cesárea con un embarazo anterior, tiene más riesgo de que se produzca la ruptura uterina porque la cesárea deja una cicatriz en el útero. La ruptura uterina es una complicación poco común de la inducción del parto.

¿Qué preguntas puede hacerle a su profesional sobre el inducir el parto?

Si su profesional recomienda inducir el parto antes de las 39 semanas:

  • ¿Tengo algún problema de salud o tiene mi bebé algún problema de salud por el que sea necesario que el bebé nazca temprano?
  • ¿Puedo esperar a tener a mi bebé cuando esté más cerca de las 39 semanas?

Sobre el inducir el parto:

  • ¿Por qué necesita inducirme el parto?
  • ¿Cómo me lo inducirá?
  • ¿Aumentará el inducir el parto las probabilidades de que necesite una cesárea?
  • ¿Cuáles son mis opciones de medicamentos para el dolor?

Enero de 2012

Inducir el parto sucede cuando el profesional de la salud le da medicamentos o usa otros métodos para que el parto comience. Su profesional podrá recomendar inducirle el parto si usted tiene problemas médicos que podrían perjudicar su salud o la de su bebé, o si su embarazo dura más de 42 semanas. Para algunas mujeres, esta es la mejor manera de mantener sanos a la mamá y al bebé.

Se están programando más inducciones un poco más temprano sin justificación médica. Eso puede causar problemas para usted y para su bebé.

Si su embarazo es sano, es mejor dejar que el parto comience por sí solo. Si su profesional de la salud le habla sobre la inducción del parto, pregunte si puede esperar hasta al menos 39 semanas antes de la inducción. Eso le da el tiempo necesario a los pulmones y cerebro del bebé de crecer y desarrollarse completamente antes de nacer. Si tiene problemas con el embarazo o la salud de su bebé, posiblemente deba tener al bebé antes.

¿Qué es el parto?

Su parto ha comenzado si tiene contracciones cortas y regulares en el útero (matriz). Las contracciones suceden cuando los músculos del útero se endurecen y luego se relajan. Éstos ayudan a empujar a su bebé fuera del útero y a que el cuello uterino se dilate (se abra). El cuello uterino es la abertura hacia el útero que está en la parte superior de la vagina (canal de parto). Durante el parto, su bebé pasa por el cuello uterino hacia la vagina.

¿Por qué se induce el parto?

Quizás su profesional deba inducir el parto para que usted y su bebé no corran riesgos. Éstos son algunos motivos médicos por los cuales inducir el parto:

  • Su embarazo dura más de 42 semanas. Después de las 42 semanas, la placenta suele dejar de funcionar suficientemente bien para mantener sano al bebé. La placenta crece en su útero y suministra alimentos y oxígeno al bebé a través del cordón umbilical.
  • La placenta se está separando del útero.
  • Usted tiene una infección en el útero.
  • Usted tiene alta presión arterial o hipertensión causada por el embarazo.
  • Se rompe la fuente (saco amniótico que contiene a su bebé), pero las contracciones no comienzan.
  • Usted tiene problemas de salud, como diabetes, que pueden ser perjudiciales para usted o su bebé.
  • Su bebé tiene un problema de crecimiento.
  • Usted tiene la enfermedad Rh.

El parto debe inducirse únicamente por motivos médicos para proteger su salud y la de su bebé. Si su embarazo es sano, es mejor dejar que el parto comience naturalmente sin inducirlo.

¿Cómo se induce el parto?

Su profesional usa uno o más de estos métodos para inducir el parto:

  • Separar el saco amniótico de la pared del útero (también llamado "ruptura de las membranas"). El saco amniótico es la bolsa adentro del útero que sostiene a su bebé que está creciendo. Está lleno de líquido amniótico. Su profesional inserta suavemente su dedo cubierto con un guante por el cuello uterino y separa el saco del útero. Al hacerlo, usted puede sentir un poco de dolor menstrual (cólico) o tener un ligero sangrado. Este procedimiento se puede hacer en el consultorio de su profesional de la salud.
  • Madurar el cuello uterino. Su profesional le da un medicamento que ayuda a ablandar y adelgazar el cuello uterino. El medicamento viene en forma de pastilla que usted toma oralmente, o en gel o supositorio que el profesional coloca en la vagina contra el cuello uterino. El supositorio es un tipo de pastilla que se derrite cuando se coloca en su lugar. Se lo darán en el hospital.
  • Darle medicamentos para iniciar las contracciones. Los profesionales suelen usar un medicamento llamado Pitocin para inducir el parto. Pitocin es la forma artificial de la oxitocina, una hormona que su cuerpo produce para ayudar a comenzar las contracciones. En el hospital, el profesional le da Pitocin mediante una intravenosa (aguja insertada en la vena). Pitocin puede provocarle contracciones muy fuertes. Pregunte a su profesional de la salud sobre el medicamento para el dolor que desea durante el parto. Pitocin también puede darle malestar de estómago. Antes de ir al hospital, siga las instrucciones de su profesional de la salud sobre lo que puede comer. Quizás le diga que coma sólo alimentos ligeros como sopa o Jell-O®.
  • Romper la fuente (también conocido como "ruptura de las membranas"). El profesional de la salud usa un pequeño gancho que parece una aguja de tejer para romper el saco amniótico que contiene a su bebé. No debería ser doloroso, pero quizás sienta un chorro de líquido tibio.

¿Cuánto tiempo después de inducir el parto tendrá a su bebé?

Inducir el parto puede llevar unas horas o incluso 2 ó 3 días. Depende de cómo su cuerpo responde al tratamiento. Puede tomar más tiempo si está embarazada por primera vez o si su bebé tiene menos de 37 semanas.

¿Cuáles son los riesgos de inducir el parto?

Los riesgos incluyen:

  • Su fecha prevista de parto puede no ser exacta, por lo que su bebé puede nacer demasiado temprano. A veces es difícil saber exactamente cuándo quedó embarazada. Si programa una inducción y su fecha prevista de parto varía en una o 2 semanas, su bebé puede ser un prematuro tardío. Si su embarazo es sano, espere a que el trabajo de parto comience por sí solo. Si debe programar una inducción por motivos médicos, pregunte al profesional si puede esperar al menos hasta las 39 semanas. Eso le da el tiempo necesario a los pulmones y cerebro del bebé de crecer y desarrollarse completamente antes de nacer.
  • Pitocin puede producir contracciones muy fuertes y disminuir la frecuencia cardíaca de su bebé. Los profesionales monitorean cuidadosamente la frecuencia cardíaca del bebé al inducir el parto. Pueden cambiar o reducir la cantidad de Pitocin que se le administra. Al usar menos Pitocin, las contracciones pueden ser más débiles y eso ayuda a mantener la frecuencia cardíaca del bebé a un nivel seguro.
  • Usted y su bebé corren un mayor riesgo de infección si el parto no comienza al poco tiempo de la ruptura de las membranas. El saco amniótico normalmente protege a su bebé y al útero de infección. Pero una vez que se rompe, los gérmenes, como las bacterias, pueden entrar más fácilmente e infectarla a usted y a su bebé.
  • Puede haber problemas con el cordón umbilical. Por ejemplo, si el saco amniótico se rompe, el cordón puede deslizarse hacia la vagina antes de que lo haga su bebé. Es más probable que esto suceda si el bebé tiene presentación de nalgas (cuando las nalgas o pies del bebé están hacia abajo inmediatamente antes del parto) o si la cabeza del bebé aún está alta en el útero. O se puede comprimir el cordón umbilical. Cuando se comprime, el bebé no recibe suficiente alimentos ni oxígeno. Estos problemas pueden ser serios para su bebé.
  • Algunas veces, la inducción no funciona y se le deba hacer una cesárea. La cesárea es una operación en la que su bebé nace mediante un corte que el profesional le hace a usted en el abdomen y en el útero.
  • Es posible que tenga una ruptura uterina. La ruptura uterina es un desgarro en el útero. Puede causar sangrado serio. Si ha tenido una cesárea con un embarazo anterior, tiene más riesgo de que se produzca la ruptura uterina porque la cesárea deja una cicatriz en el útero. La ruptura uterina es una complicación poco común de la inducción del parto.

¿Qué preguntas puede hacerle a su profesional sobre el inducir el parto?

Si su profesional recomienda inducir el parto antes de las 39 semanas:

  • ¿Tengo algún problema de salud o tiene mi bebé algún problema de salud por el que sea necesario que el bebé nazca temprano?
  • ¿Puedo esperar a tener a mi bebé cuando esté más cerca de las 39 semanas?

Sobre el inducir el parto:

  • ¿Por qué necesita inducirme el parto?
  • ¿Cómo me lo inducirá?
  • ¿Aumentará el inducir el parto las probabilidades de que necesite una cesárea?
  • ¿Cuáles son mis opciones de medicamentos para el dolor?

Enero de 2012